Aspectos que inciden para tener una ternera productiva

Por: 
CONtexto ganadero
02 de Julio 2020
compartir
ternera, alimentación, reproducción, rentabilidad, Producción, vacas, lactancia, productividad, Inmunidad, crecimiento, desarrollo del rumen, calostro, Ganadería, ganadería colombia, noticias ganaderas colombia, CONtexto ganadero
La nutrición de las pasturas es un aspecto clave para la alimentación de las terneras porque de ellos va a depender su desempeño futuro. Foto: Fedegán

Un manejo cuidadoso y alimentación apropiada desde el primer día, son importantes para el crecimiento y desarrollo de la ternera, señaló Rubén Gregoret, Gerente técnico de Rumiantes para América Latina de Trouw Nutrition.

 

En una charla organizada por TVGan el profesional indicó que cuando las terneras crecen y se desarrollan más rápido en las primeras 8 semanas comienzan con la lactancia más pronto y producen más, por eso, el inicio de la vida de las terneras es clave para obtener vacas de alta productividad.

 

“Las terneras en toda finca lechera es el futuro productivo y por eso es importante invertir en ellas”, afirmó.

 

Debido a que cada finca es diferente se requiere adaptar el programa de alimentación a las condiciones propias lo importante es tener en cuentas las etapas, siendo la primera la de inmunidad, la segunda es el crecimiento y la tercera el desarrollo del rumen

 

En la primera el calostro es crucial porque los bovinos tienen un sistema placentario que es muy grueso y no permite una transferencia de anticuerpos y por eso tiene importancia sobre mortalidad, ganancia de peso, edad al primer parto y producción de leche. El calostro apoya la función inmune y el desarrollo local del intestino.

 

Luego del calostro viene la fase de alimentación líquida donde se puede trabajar con leche entera o con sustitutos y eso depende de diferentes factores como salud, comodidad, resultados y economía.

 

Cuando se trata de leche entera hay que tener en cuenta que es lo que el ganadero vende y es el ingreso base, sin embargo hay leche que se puede entregar a la industria porque no la recibe.

 

No todos los sustitutos son iguales y por eso se debe determinar cuál es el adecuado según el objetivo. Un valor de fibra cruda sobre cero implica presencia de proteínas de origen vegetal con menor digestibilidad.

 

La tercera etapa es el reto del destete, cómo desarrollar el rumen. Paralelo a la dieta líquida se debe empezar a trabajar el desarrollo del rumen. Es una transición de líquido a sólido.

 

En este punto es importante el agua, que debe ser limpia. Proporcionar agua a los terneros es esencial; el alimento seco solo puede ser digerido con agua; para 1 kilo de alimento iniciador se requieren 4 litros de agua, sostuvo.

 

Alimento iniciador porque estimula el desarrollo de las papilas del rumen y aumenta el flujo sanguíneo alrededor del rumen. Son las materias primas que estimulan los ácidos grasos volátiles que son los precursores de papilas bien desarrolladas. Se necesita ácido butírico y ácido propiónico (carbohidratos fermentables) para tener un buen balance en nutrientes.

 

También en esta etapa es crucial el  forraje porque estimula el desarrollo del volumen del rumen y mejora la musculatura del rumen. El mal manejo provoca una ingesta muy baja. Mejora la actividad muscular del rumen y la ingesta de agua. Se recomienda comenzar a alimentar con paja cortada, de aproximadamente 3 centímetros, después de 5-6 semanas.

 

De igual manera señaló que para el manejo del destete se debe comenzar por bajar el volumen de leche a las 6 semanas de edad; reducir leche 30-50 % en la semana 7; luego hacerlo paso a paso durante 3-4 semanas; y finalizar a las 9-11 semanas de edad.