Conozca raza de bovinos salvajes que cuenta con menos de 200 ejemplares en el mundo

Por: 
CONtexto ganadero
22 de Octubre 2021
compartir
ganadería, ganadería colombia, noticias ganaderas, noticias ganaderas colombia, contexto ganadero, bovinos salvajes, bovinos salvajes en el mundo, bovinos en vías de extinsión, bovinos Chillingham, origen de los bovinos Chillingham, caracteristicas de los bovinos Chillingham
El momento del parto en esta raza salvaje es muy importante, por eso si la vaca presenta complicaciones no requiere intervención humana porque la manada puede matar al ternero. Foto: razasbovinasdecolombia.weebly.com

Los bovinos actuales, de casi cualquier raza existente en las distintas latitudes de la tierra, provienen del Bos Taurus primigenius llamado Uro. Esta fue una especie domesticada en Asia hace unos 10 mil años y posteriormente llevada a Europa. Conozca una de las razas salvajes que aun habita la tierra.

 

El inicio del proceso de domesticación de los bovinos ocurrió hace más de 10 mil años y actualmente los animales criados tanto para la producción de leche como de carne no tienen prácticamente nada de su antecesor. Los actuales ganados son animales domésticos y la mayoría de estos dependen del ser humano para su supervivencia, como lo asegura el portal Infobae. (Lea: La raza bovina salvaje que es más rara que los osos panda)

 

De las más de 1200 millones de cabezas de ganado que hay en el mundo, solo unas pocas en algunas islas y en el entorno del castillo de Chillingham en Reino Unido, viven libre de interferencia o gestión humana.

 

Estas pocas razas han retornado o se han mantenido en el estado silvestre por razones muy diversas. Una de estas es la raza Chillingham, que podría tener menos ejemplares en el mundo que los pandas y que están en peligro de extinción.

 

Hubo un tiempo en el principal en enemigo de estos animales era el lobo, que cazaba sobre todo a los miembros más débiles del grupo. No obstante, este depredador desapareció en Reino Unido en el siglo XVI. A veces, si la manada se asusta, sale en estampida, y cuando por fin se detiene, los toros forman por instinto un circulo protector, dentro del cual permanecen las hembras y sus crías a salvo de cualquier posible depredador.

 

Este tipo de animales son completamente salvajes, por lo que las modernas técnicas de ganadería resultan de poca utilidad. En el portal Wol se explica que incluso durante el inverno, cuando hay pocos pastos, se alimentan solo de heno y paja y se rehúsan comer granos y concentrado compuesto. (Lea: Un vistazo a algunas razas bovinas del mundo que son poco conocidas)

 

Como las crías pesan poco al nacer el parto no conlleva grandes dificultades, pero si surgieran problemas, poco puede hacerse para ayudar, pues se dice que si un ser humano toca a estos animales, el resto de la manada podría matar al ternero.

 

Las hembras paren sus crías lejos y las mantienen ocultas alrededor de una semana: luego, cuando la madre y su cría se dirigen juntas hacia el rebaño, el cabeza de estas alcanza y las escolta hasta introducirlas dentro del grupo. Antes de admitir a la cría, las otras hembras la olfatean y examina y una vez aceptada, no se volverá a prestar ninguna atención especial.

 

El castillo de Chillingham en el Reino Unido es el hogar de una de las ultimas manadas de bovinos salvajes en el mundo. La cantidad de animales que existen vivos de esta raza la transforma en una de las rarezas genéticas del planeta, con alrededor de 130 ejemplares mucho menos que los pandas, los tigres siberianos o los gorilas, todos en riesgo de extinción.

 

 

Características

 

Estos animales son de color blanco muy puro, de cuerpos vigorosos, temperamento agresivo y combatiente con enormes cuernos. Su carácter malhumorado e impredecible los hace capaces de alcanzar una velocidad de 48 km/h, en una embestida atacando todo lo que consideran como una amenaza.

 

Esta es la única raza de ganado británica que ha escapado a la mejora genética selectiva de la mano del ser humano, provocada por las exigencias de la demanda de mercado durante la llamada Revolución Agrícola de hace aproximadamente 200 a 300 años.

 

Esta es la razón por la que se les llama como ganado “medieval”, por su pequeña talla, su bajo peso (menos de 400 kilogramos) y las diminutas ubres de la vaca, en comparación con las actuales razas bovinas.

 

Los toros pesan alrededor de 300 kg y las vacas aproximadamente 280 kg. Son de color blanco con orejas coloreadas como rojas; en la mayoría de animales de White Park las orejas son negras y pezuñas negras. Las motas aparecen más o menos cuando tienen dos años de edad y van extendiéndose poco a poco hacia el cuello y la cruz. No hay reportes que a la manada de estos bovinos les haya nacido terneros de otro color.

 

Los cuernos del macho crecen hacia delante y hacia arriba, mientras que los de la hembra apuntan hacia atrás. El cráneo y los cuernos se asemejan a los del Uro, toro salvaje extinto que aparece en las antiguas pinturas rupestres de Europa.

 

 

Origen

 

Si bien es cierto que algunas de las autoridades e investigadores consideran que el ganado Chillingham desciende directamente de aquellos bueyes que en un tiempo recorrieron las islas británicas, sus orígenes aun no se tienen claro.

 

Aunque la consanguinidad tiene en la mayoría de veces efectos nocivos, en el ganado Chillingham ha tenido un efecto contrario porque se presenta un rasgo único en el mundo natural. Al estar aislados, han logrado esencialmente purificar su acervo genético a través de las sucesivas cruzas entre los mismos ejemplares, hasta el punto que son casi idénticos entre sí y no existe suficiente diversidad para causar mutaciones dañinas.