¿Ha escuchado del Pica en bovinos? Conozca a qué se debe este inusual comportamiento

Por: 
CONtexto ganadero
08 de Agosto 2022
compartir
Pica en bovinos, comportamiento inusual
El pica es un comportamiento inusual que se presenta en los bovinos y que les hace ingerir elementos no alimenticios como la orina de otros animales. Foto: elproductor.com - portalveterinaria.com

¿Ha escuchado hablar del ‘Pica’ en lo bovinos? Si aún no tiene idea de qué se trata, le contamos que es un comportamiento anormal, que puede ser ligado a desórdenes nutricionales. Para conocer más detalles, lea la siguiente nota.

 

El técnico superior en gestión y organización de empresas agropecuarias, Marc Pineda expone en la Revista Frisona que para esclarecer un poco qué significa el término ‘Pica’, hay que ejemplificar situaciones que pueden presentarse en las fincas. Una de esta es ver a los bovinos beber la orina del suelo o directamente cuando orinan otros animales. (Lea: Ganadero, entérese en qué consiste la alotrofagia)

 

Cuando los animales empiezan a comer tierra, piedras, mangueras y objetos extraños los expertos lo han denominado como Pica o alotriofagía que es un desorden o perversión del apetito que se manifiesta por la ingesta compulsiva y persistente de sustancias generalmente no alimentarias o extrañas de poco valor nutritivo.

 

El nombre que recibe esta conducta normal proviene del nombre en latín de la urraca Pica pica. Esta ave se caracteriza por sustraer materiales no comestibles para utilizarlos en sus conductas de apareamiento y para confeccionar el nido.

 

Esta práctica no es muy común en explotaciones lecheras en las que los animales se encuentran estabulados en corrales limpios y cuidados, en mayor medida, por lo que no se puede presentar la oportunidad que los animales tengan acceso a ingerir materiales no deseados.

 

Sin embargo, el comportamiento poco común que sí se puede presentar en estos sistemas de producción es observar la ingesta por parte de bovinos de orina o incluso de arena de las camas cuando las explotaciones disponen de estas.

 

Los expertos han considerado que esta conducta se puede presentar debido a algunas carencias nutricionales en su alimentación, en donde normalmente se suelen relacionar las causas de la pica con carencias de macro-minerales esenciales como el calcio, fósforo, magnesio y sodio, y de micro-minerales como el hierro, cobre, manganeso, selenio y zinc. (Lea: ¿Cómo solucionar el desequilibrio de minerales entre el ganado y el pasto?)

 

Esta situación también se observa en aquellos hatos en los que los animales presentan acidosis ruminal sub-aguda (SARA). No obstante, hay que tener en cuenta que este fenómeno puede ser estereotipia de un animal en concreto o ser un síntoma de una patología clínica. Sin embargo, si se observa a nivel de hato o de lote se debe centrar la atención en un posible problema nutricional.

 

Pineda dice que cuando se presenta en un lote concreto y se acompaña junto con otros problemas, como una disminución en el crecimiento de la recría, lotes no uniformes, fallos de fertilidad, se debería sospechar que existe una carencia nutricional en la ración.

 

Estas carencias nutricionales se deben a diferentes orígenes como que puede haber un fallo en la formulación de la ración, pero en casos de pica suele ser el menos frecuente ya que, en la gran mayoría de las empresas ganaderas, el diseño de la ración se confía a un nutriólogo especializado que tiene en cuenta las necesidades nutricionales de los animales según el estado productivo en el que se encuentran.

 

Otra de las causas del fallo nutricional se encuentra cuando se cambian los ingredientes de la ración y no se adapta a las necesidades de los animales. Este caso es muy común cuando se abre un silo nuevo que puede presentar unas características nutricionales diferentes.

 

Es por esta razón que es importante asegurarse que los silos y otros alimentos están en perfectas condiciones, sin presentar mohos o fermentaciones indeseables.

 

Estos fallos nutricionales pueden ocasionar que los animales seleccionen la comida de la ración, pudiéndose producir carencias. Cabe resaltar que en el caso que la ración presente un picado excesivo o una falta de fibra, los animales pueden presentar una situación de SARA que ocasionará el comportamiento de Pica con el objetivo de intentar controlar la acidez.

 

Cuando no se tienen en cuenta las necesidades nutricionales de los animales según su estado productivo se pueden presentar problemas de comportamientos de Pica y suele darse en aquellos animales que no están en producción, y en algunos casos son los grandes olvidados.

 

Pineda menciona que se puede dar el caso que, en estos grupos de animales, debido a diferentes motivos, como puede ser que exista un exceso de ración sobrante de las vacas en lactación o una gran cantidad de ensilado de maíz, se disminuya la cantidad de concentrado o fibra que se les da.

 

Esto quiere decir que al disminuir la cantidad de concentrado de la ración se disminuye también la cantidad de corrector que ingieren, con la consiguiente disminución en el aporte de minerales. Entonces al tener esta carencia de micro y macro minerales se producirán los comportamientos de Pica.

 

 

 

Las consecuencias del Pica

 

 

Uno de los principales problemas de este comportamiento es la transmisión de enfermedades entre los animales del mismo lote. Hay que resaltar que es especialmente relevante la posible transmisión de la paratuberculosis.

 

Es por esto que hay que tener en cuenta que a pesar que hay animales que ingieren la orina directamente de otros animales, existen muchos bovinos que la ingieren directamente de los pasillos, donde la orina se encuentra mezclada con heces que son fuentes de transmisión de la tuberculosis, entre otras enfermedades.

 

Hay que aclarar que, aunque no se observe a los animales ingerir la orina directamente de otros bovinos de lote, no se puede asegurar que estos no presenten en comportamiento de pica, pues el hecho de analizar a los animales por la parte posterior, puede indicar si están lamiendo o bebiendo la orina directamente de otros llegando a presentar una oxidación capilar.

 

Esto quiere decir que el pelo de la parte posterior, en el caso de los animales que presenten capa blanca en esa zona, se verá de un color marronáceo. Para los animales con capa oscura, el pelo presentará un color cobrizo o desteñido. Pero en ambos casos se observará que la zona de este pelo se encontrará constantemente húmedo.

 

 

Detección del Pica

 

 

Cuando se detecta que los animales presentan comportamiento de Pica, se debe considerar la existencia de una carencia nutricional en la alimentación o un fallo en el aporte de fibra que ocasionará una situación SARA, por lo que se debe revisar con un experto profesional. (Lea: Conozca la composición ideal de una sal mineral para bovinos)

 

Pineda menciona que en algunos casos puede ayuda poner sal marina en algún punto de los espacios para que los animales se autorregulen en caso de necesidad o colocar piedras de sales minerales y vitaminas formulados específicamente para cada estado productivo de los animales.