“El contrabando nos quedó grande”: Coganor

Por: 
CONtexto Ganadero
30 de Junio 2016
compartir
contrabando de carne desde Venezuela, Contrabando de animales en pie desde Venezuela, falta de control de las autoridades, consumo de carne de contrabando en cúcuta, fluctuaciones del precio por cabeza, sector ganadero de Norte de Santander, preocupación por el contrabando desde Venezuela, CONtexto ganadero.
La informalidad en el mercado de la carne no solo afecta la economía ganadera, también la salud pública. Foto: Polfa Cúcuta.
A pesar de los esfuerzos de las autoridades colombianas, el contrabando sigue campante y es una actividad que afecta la economía, lesiona los intereses de los ganaderos y pone en riesgo el estatus sanitario de Colombia.
 
Miembros del sector ganadero de Cúcuta han expresado su preocupación con respecto a la intermitencia de las campañas e iniciativas que promueven las autoridades, las cuales dan algunos resultados al inicio pero que al fin y al cabo no logran controlar definitivamente esta problemática. (Lea: “Pese a cierre fronterizo, sacrificio ilegal persiste en Cúcuta”: Lafaurie)
 
“El tema siempre ha merecido nuestra mayor atención, no así la del Gobierno que parece no tener en su lista de prioridades situaciones que como esta, ponen en riesgo aspectos tan importantes como la salud de los consumidores y una eventual pérdida del estatus sanitario”, ha manifestado sobre el tema en varias oportunidades José Félix Lafaurie Rivera, presidente ejecutivo de la Federación Colombiana de Ganaderos, Fedegán.
 
Andrés Hoyos Arenas, presidente del Comité de Ganaderos de Norte de Santander, aseveró que su conclusión a la luz de los resultados históricos y recientes, es que el contrabando, sobre todo el de ganado en pie y de carne en canal, ‘no lo controla nadie’.
 
“Esas fluctuaciones que se presentan a veces entre el ganado que se sacrifica localmente y lo que se consume, no están dadas por el control que las autoridades ejercen sobre el contrabando, sino por el precio de los animales”, señaló. (Lea: Cierre de la frontera no reactivó el sacrificio legal de bovinos)
 
Agregó que ‘el contrabando nos quedó grande’, y que con eso se refiere a todos en general, a las autoridades y a los ganaderos, porque ‘desafortunadamente’ ninguna medida ha dado resultados.
 
El líder del Comité de Ganaderos departamental sostuvo que las autoridades hacen campañas de control esporádicas que tienen efecto máximo una semana, luego aflojan e inmediatamente el contrabando se reestablece.
 
Jesús Parada Jaimes, profesional del Fondo Nacional del Ganado, FNG, en Gestión de Proyectos Estratégicos, en Cúcuta, coincidió con Hoyos y dijo que la preocupación por este flagelo que afecta a los ganaderos sigue latente y que por cada decomiso que hacen las autoridades son muchos los casos que quedan impunes. (Lea: Consumo de carne dañada podría desatar crisis de salubridad en frontera)
 
“La frontera es una línea imaginaria. Los únicos pasos efectivos son los puentes que sí se pueden cerrar. De resto, por cualquier lado ingresa carne de contrabando. Hay caminos y trochas a lo largo y ancho de toda la frontera que algunas personas aprovechan porque no hay ningún elemento que separe de verdad los 2 países”, señaló.
 
Martín Alfonso Martínez Valero, secretario de Hacienda departamental de Norte de Santander, explicó que con el objetivo de hacerle frente al contrabando y otros delitos como el lavado de activos y la evasión fiscal del departamento, se creó en marzo de 2016, un grupo interdisciplinario que se viene encargando del tema.
 
Detalló que el Comité contra el contrabando, está conformado por la Gobernación a través de la cartera que él lidera, entidades como el Instituto Colombiano Agropecuario, ICA; la Federación Nacional de Departamentos, el Invima, el Instituto Departamental de Salud, el comandante de la Policía, entre otros. (Lea: Crean comité para combatir el contrabando en la frontera)
 
Martínez Valero expresó que desde antes de la creación del comité han venido luchando contra el contrabando de ganado. Aseguró que el hecho de que las cifras de sacrificio legal hayan mejorado significa que un porcentaje del ganado que estaba entrando de manera ilegal lo están controlando con los operativos que vienen haciendo la Secretaría de Hacienda con la Policía Fiscal y Aduanera, Polfa.
 
“A mí me queda muy difícil, como secretario, ir a enfrentarme en la línea limítrofe, en todas las trochas, con grupos al marguen de la Ley, Bacrim, incluso con vinculación de la guerrilla, o auspiciados incluso por fuerzas venezolanas para que entren ganado a Colombia”, aseveró.
 
También dijo que ellos conocen todas las rutas por donde entra el contrabando, pero les ha tocado reunirse con los minoristas para exigirles que cuando vendan carne o licores en sus negocios siempre tengan la factura legal de a quien le compraron el producto, pues de lo contrario se realizarán los respectivos decomisos de la mercancía, y así lo han hecho. (Lea: Las rutas por donde se mueve el negocio ilegal de la carne en Venezuela)
 
El líder de la cartera de Hacienda departamental afirmó que están haciendo controles a la comercialización, que es cierto que sigue dándose la práctica del contrabando, pero que es una labor de mucha constancia y perseverancia que se debe seguir realizando para combatirlo.
 
Comentó que tanto él como su grupo de trabajo ha estado amenazado, porque con el trabajo que vienen realizando es como ‘tocarle los bolsillos a las Bacrim’. Apuntó que el contrabando de carne no lo manejan los comerciantes, sino grupos muy organizados que tienen rutas compradas, y que por cada camino que descubren, abren 2 trochas más.
 
“Hemos recibido el apoyo de la Polfa, más no de la Policía de vigilancia. Hemos hecho operativos en la central de abastos de Cúcuta y da tristeza que salen los carros cargados de carne y pasan por puestos de la entidad de vigilancia y no pasa nada”, remató.
 
Escuche las declaraciones de Martín Alfonso Martínez, secretario de Hacienda departamental de Norte de Santander
 
Diferentes actores del gremio manifiestan que es necesario articular un grupo de trabajo que permita identificar los lugares y las personas involucrados en estas redes contrabando, pues no se puede seguir poniendo en riesgo la inocuidad de la carne que se distribuye en la región, la salud de miles de consumidores y mucho menos el estatus sanitario país. (Lea: ¿De dónde está saliendo la carne que se consume en Cúcuta?)