Situación del FNG frustra proyectos ganaderos en Boyacá y Cundinamarca

Por: 
CONtexto ganadero
13 de Junio 2016
compartir
Fondo Nacional del Ganado, FNG, Federación Colombiana de Ganaderos, fedegan, Asociación de Ganaderos del Altiplano Cundiboyacense, Asogaboy, Asociación de Ganaderos del Valle de Ubaté, Federación de Ganaderos de Boyacá, Fabegán, Ministerio de Agricultura Sociedad Fiduciaria de Desarrollo Agropecuario, Fiduagraria, intoxicación por nitratos, muerte de bovinos por nitratos, recertificación como hato libre de brucelosis, CONtexto ganadero, ganaderos colombia
Los ganaderos del valle de Ubaté y Chiquinquirá han sido afectados por los proyectos truncados que apoyaba el Fondo Nacional del Ganado. Foto: co.lasdistancias.com
Tras la liquidación Tras el anuncio de liquidación del Fondo Nacional del Ganado, FNG, hecho a finales de mayo, los proyectos para detectar presencia de nitratos en pastos y recertificar hatos libres de brucelosis en el Valle de Ubaté se quedaron estancados.
 
La noticia no deja de causar tristeza entre los ganaderos, pues cada día se conocen más casos de proyectos interrumpidos que estaban siendo apoyados con los recursos del FNG, que bajo la administración de la Federación Colombiana de Ganaderos, Fedegán, habían permitido el progreso de miles de productores en todo el país.
 
Así lo aseguró Mauricio González Cancelado, presidente de la Asociación de Ganaderos de Altiplano Cundiboyacense, Asogaboy, quien lamentó que varias iniciativas quedaran truncadas tras la decisión de la Superintendencia de Sociedades de liquidar el FNG. (Lea: Capacitaciones del Sena - FNG, estancadas por falta de recursos)
 
“Con este problema del Fondo y del Ministerio de Agricultura, no sabemos a quién acudir. Estamos en esa zozobra y preferimos quedarnos quietos”, manifestó, haciendo referencia a que desde la Asociación se abstendrán de presentar más proyectos, como el de detección temprana de nitratos en pastos.   
 
El proyecto, titulado ‘Alertas tempranas y prevención por intoxicación de nitratos en bovinos ubicados en el valle de Ubaté y Chiquinquirá’, fue formulado por Asogaboy, profesionales del Fondo y expertos de Corpoica.
 
A pesar de ser un programa muy bien estructurado y que cuenta con todos los requerimientos técnicos y económicos, como lo manifestó Victor Fajardo, presidente de la Federación de Ganaderos de Boyacá, Fabegán, no contó con la aprobación del Ministerio de Agricultura ni la Sociedad Fiduciaria de Desarrollo Agropecuario, Fiduagraria, entidad que administraba el Fondo desde enero de este año.
 
Con el plan se buscaba hacer mediciones en los suelos y los pastos para tener precisión del porcentaje de nitratos y emprender acciones para evitar una mayor mortandad de ejemplares, que según los últimos reportes de la semana pasada, fue de 4.000 bovinos muertos por intoxicación.
 
El período de ejecución sería no mayor a un mes y el costo total del proyecto era de $35 millones. Sin embargo, según fuentes consultadas por CONtexto ganadero, directivos de Fiduagraria se rehusaron a apoyar la iniciativa porque, según ellos, “no hubiera servido para nada”.
 
Claro que se hubieran podido evitar más muertes si las pruebas se hubieran hecho a tiempo. Con un estudio de esos se hubiera podido prevenir la intoxicación de más animales”, dijo uno de los expertos consultados. (Lea: 2.000 vacas muertas por nitratos y MinAgricultura no actúa)
 
Estas mismas fuentes coincidieron en señalar que Yesid Jiménez, asesor de Ganadería en el Ministerio de Agricultura, fue el que manifestó que el proyecto no habría tenido utilidad y coincidieron en que el funcionario no tiene el conocimiento para manejar estos temas.
 
Otro proyecto que quedó en el limbo era la recertificación de 973 predios como hatos libres de brucelosis, garantizando la vacunación de 8.300 bovinos en Cundinamarca. De acuerdo con Patricia Escobar, presidenta de la Asociación de Ganaderos del Valle de Ubaté, Asogán, la iniciativa que se estaba formulando desde hace más de un año quedó sin piso con el anuncio de liquidación del FNG.
 
Eran más de 8.300 bovinos que se habían declarado como libres de brucella, y esa primera certificación hecha en 2014 se venció. (…) Con este proyecto se buscaba sobre todo ayudar a pequeños ganaderos, de menos de 10 animales.. (Informe: 4 golpes del Gobierno al sector ganadero de Colombia)
 
La presidenta de Asogan contó en qué consiste el proyecto
 
El proyecto estaba siendo formulado entre Asogán, el FNG y la Cámara de Comercio de Bogotá. El costo total era de $120 millones, de los cuales el 50 % serían financiados por esta última entidad. Este dinero se destinaría para realizar todo el proceso de pruebas que tienen un valor por animal cercano a los $60 mil.
 
El muestreo tiene un costo muy alto y el pequeño campesino no puede pagar todas las muestras. La idea era ayudarles económicamente para que se recertificaran”, indicó.
 
Una certificación como hato libre de brucelosis le reconoce $10 al productor por cada litro de leche. Sin este respaldo, las pérdidas económicas serían enormes para los miembros de la Asociación, sobre todo los pequeños que son los que menos ganancias perciben. (Lea: Tristeza y zozobra generó en el gremio liquidación definitiva del FNG)
 
Según la dirigente gremial, el proyecto era un hecho, a tal punto que ya había sido firmado, solamente que esto se hizo la víspera de la liquidación, por lo cual la Cámara de Comercio se abstuvo de financiar hasta tanto la Asociación no encuentre otra entidad que brinde la asesoría técnica y científica.
 
A pesar de los obstáculos, Escobar no se resiste a abandonar este plan. “Yo sigo pataleando con la Cámara de Comercio a ver cómo sacamos el proyecto”, aseveró.