"Gobierno no actúa ante avalancha de leche importada”: Fedegán

Por: 
CONtexto Ganadero
06 de Agosto 2013
compartir
crisis lechera en Magdalena
El verano, la falta de un política ganadera y los TLC mantienen en crisis a los productores de Colombia. Foto: CONtexto Ganadero.
Los ganaderos del departamento de Magdalena no se quedan atrás con los daños ocasionados por la entrada en vigencia de los Tratados de Libre Comercio, el verano y la falta de un modelo agropecuario.
 
Ante eso, por lo menos 20 mil productores se han visto afectados y viven la encrucijada entre vender leche a un valor que no solventa los gastos de producción o dejar de recibir ingresos, si no ponen el lácteo en el mercado.
 
José Félix Lafaurie, presidente de la Federación Colombiana de Ganaderos, Fedegán, señaló que el precio de la leche en el departamento ha bajado entre $200 y $250, lo que indica que en el Banco, Magdalena, se comercializa el litro del lácteo a $400 y en el Centro a tan solo $500. (Lea: Crece preocupación de ganaderos caucanos por crisis lechera)
 
“Al preguntarle a los ganaderos del departamento sabemos que le han bajado el precio de la leche, y ese porcentaje es básicamente el salario mínimo de 20 mil productores. Gracias a esas quincenas los productores atienden sus gastos, el bienestar de su familia y la educación de sus hijos”, dijo Lafaurie.
 
Eduardo Enrique Pallares, coordinador de la Unidad Regional de Desarrollo Ganadero de Fedegán, en Magdalena, explicó que las cooperativas ejercen presión a los ganaderos que “no tienen a dónde ir a vender”. Además, estas entidades comenzaron a notificar a los productores que los fines de semana y festivos no acopiarán el lácteo y “eso es un abuso contra los formales, pero más con los informales”.
 
“Estamos esperanzados en que pase el verano”
 
La temporada de sequía en Magdalena se ha extendido por 7 meses, en los cuales los jagüeyes no se han llenado y el río no subió lo suficiente para compensar la necesidad de agua para los bovinos en la región.
 
Estamos esperanzados en que pase el verano porque ya vemos que el caudal del río Magdalena no es suficiente para alimentar al ganado y eso tiene afectados a los productores que están en la parte baja y alta del departamento”, anunció Pallares, quien dijo que no se han implementado sistemas de riego con los que podrían amortiguar la crisis. (Lea: Campesinos de Magdalena, unidos por el abastecimiento de agua)
 
Avalancha de importaciones
 
A las inclemencias del verano se suman los daños ocasionados por la entrada en vigencia de los Tratados de Libre Comercio que mantienen en vilo a los pequeños y mediados productores.
 
Ahora con el TLC de la Unión Europea se viene una avalancha de importaciones de leche, y qué harán los productores, si no hay medidas del Gobierno para restringir la entrada del producto de otros países; ese es otro problema que tenemos en Magdalena”, explicó el coordinador de la Unidad Regional de Desarrollo Ganadero en el departamento. (Lea: Entrada de TLC con la UE inquieta al gremio ganadero)
 
Lafaurie reconoció que la región ha crecido en proyectos de desarrollo turístico y construcción, pero hizo la salvedad de que Magdalena sigue siendo una zona con potencial rural, que al igual que otras partes del país, necesita de la reconversión productiva.