Ya se importaron las primeras toneladas de leche en polvo de la Unión Europea

Por: 
CONtexto ganadero
25 de Enero 2023
compartir
Con corte al 24 de enero se han adquirido 72 toneladas de las 8000 habilitadas en el contingente arancelario de la Unión Europea para 2023. Foto: Vitusa - es.wikipedia.org

Al igual que en los 2 años anteriores, la importación de leche en polvo procedente de la Unión Europea arrancó antes de finalizar el primer mes. Aunque las compras no inician el 1º de enero como con el contingente de Estados Unidos, la industria nacional importa a pesar de que su costo logístico es más alto.

 

De acuerdo con el Reporte de consumo y reserva de los contingentes arancelarios de la Dirección de Impuestos y Aduanas Nacionales (DIAN), ya se importaron las primeras toneladas de leche en polvo dentro del contingente arancelario de 2023 del TLC con la Unión Europea.

 

El reporte obtenido por CONtexto ganadero muestra que con corte al 24 de enero se han adquirido 72 toneladas de las 8000 habilitadas en el cupo de este año. (Lea: Ya empezó importación de leche en polvo de la Unión Europea, que es más cara que la de EE. UU.)

 

Si bien la cantidad no es tan elevada, este hecho no es menor si se piensa que los industriales prefieren adquirir leche en polvo producida a más de 8000 km de distancia que la que obtienen diariamente los productores lecheros en nuestro país.

 

Óscar Cubillos, jefe de la Oficina de Planeación y Estudios Económicos de Fedegán-FNG, se refirió recientemente al menor ritmo de importaciones frente a años anteriores, que explicó por el alza de los precios internacionales de leche y la mayor tasa de cambio.

 

«En 2020 y 2021 el contingente se consumió más rápido que en 2022 y ahora en 2023, pero eso no significa que los industriales no estén necesitando leche en polvo. Los inventarios no están tan bajos pero están por debajo del promedio de la misma época en otros años», dijo.

 

Esto lo dijo con respecto al contingente de Estados Unidos, cuyo cupo es mayor y del cual ya se han adquirido cerca de 7300 t de las 15 692 disponibles este año. (Informe: Así serán los cupos de leche en polvo de Estados Unidos y la Unión Europea en 2023)

 

Aunque en 2022 no se consumió el total de 7600 toneladas disponibles en el contingente, la industria compró el 60 % correspondiente a casi 4500 toneladas, procedentes de países como Francia, España, Alemania, República Checa, Polonia e Irlanda.

 

«El cupo de EE. UU. se agota más rápido que el de la Unión Europea porque traer leche de Europa resulta mucho más costoso. No necesariamente por su precio, sino por la carga logística que la encarece más, pero eso no impide que la sigan trayendo», anotó.

 

De acuerdo con la firma italiana CLAL, la leche en polvo entera de la UE cuesta USD 4213/tonelada, 13,2 % menos que en enero de 2022. En cambio la de EE. UU. cuesta USD 4982, 10,8 % más que hace un año. (Lea: Ya se consumió más del 40 % del contingente de leche en polvo de EE. UU.)

 

Además de leche en polvo, también se han importado otros derivados lácteos de la UE dentro de los cupos correspondientes, como 176,2 t de leche maternizada o fórmula infantil (8 % del contingente de 2200 t), un registro superior al año pasado, y 45 t de quesos, 0,97 % del cupo de 4620 t.

 

Hasta octubre de 2022, de las 48 727 toneladas de leche en polvo que habían entrado al país, 4534 provenían de la UE, de las cuales 2944 corresponden a leche en polvo descremada. (Lea: Casi 200 millones de dólares se gastaron hasta octubre en importar leche en polvo)

 

Según la CLAL, su costo es mucho menor y ha descendido en el inicio de 2023. A nivel internacional, la tonelada de leche en polvo descremada que se comercializa en Europa registró en enero un costo de USD 2988, 23,3 % más bajo que hace un año.