galeria
Prevéngase de la brucelosis
02 de Noviembre 2012
0
compartir

La brucelosis es conocida como una enfermedad infectocontagiosa o aborto infeccioso. La enfermedad persiste en animales sexualmente adultos, principalmente en ganaderías de cría y leche.

Esta enfermedad es una zoonosis (del griego ‘zoon’: animal y ‘nosos’: enfermedad, se da en los animales y es transmisible al hombre en condiciones naturales), que afecta principalmente la salud de los ganaderos y el personal del campo, así como a los consumidores de leche de animales enfermos.

¿Cómo puede llegar a las empresas ganaderas?

  1. Por la compra de animales infectados, aparentemente sanos, sin chequeos de laboratorio negativos a la enfermedad.
  2. A través del contacto entre animales sanos e infectados en ferias, exposiciones, remates u otros eventos de concentración.
  3. La inseminación artificial por semen infectado de la bacteria puede ser otra de las causas.

¿Cómo se transmite la enfermedad?

  1. Por el consumo de pastos o aguas contaminadas con placentas u otras secreciones de vacas infectadas.
  2. La alimentación de terneros u otras especies con leche de vacas infectadas.
  3. Accidentes vacunales al chuzarse con las agujas con el que se aplica el biológico o la introducción de gotas por las mucosas.
  4. La manipulación inadecuada de glándulas mamarias, útero y ganglios linfáticos son lugares en los que se puede ubicar la bacteria y podría transmitirse la enfermedad.

Principales signos de la enfermedad

  • En las hembras:
  1. El aborto entre el sexto y noveno mes de gestación. Las vacas, aparentemente sanas, pueden convertirse en diseminadoras silenciosas de la enfermedad.
  2. La retención de la placenta y/o membranas que envuelven el feto.
  • En el hombre:
  1. El consumo de leche cruda o derivados lácteos sin pasteurización, provenientes de animales infectados.