Carne y leche de Colombia, entre las mejores del mundo

Por: 
CONtexto ganadero
25 de Marzo 2015
compartir
carne y leche Colombia
El ganado colombiana se caracteriza por alimentarse en sistemas de pastoreo. Foto: CONtexto ganadero.
La carne y leche producidas en Colombia tienen un reconocimiento por su excelente calidad, según afirmaron productores dedicados a generar alimentos inocuos al poner en práctica en los predios un adecuado manejo de animales, medidas de sanidad, nutrición basada en pastoreo y genética.
 
Carlos Botero, ganadero de ceba, afirmó que la carne colombiana “no tiene nada que envidiarle a la importada”. Una de las razones es el marmoleo que la ha caracterizada, lo que ha resultado de valorar las Buenas Prácticas Ganaderas, BPG, que en su caso le han permitido comercializar animales para sacrificio.
 
“La carne colombiana es una de las mejores. En la finca se manejan las Buenas Prácticas y hemos obtenido cruces de ganado con Simmental y Angus y la carne tiene un excelente marmoleo”,aseveró el productor. (Lea: Informe especial: Sacrificio de ganado bovino cayó 4 % en 2014)
 
Javier Henao, ganadero en el municipio de Santa Rosa de Osos, Antioquia, dijo que la leche es un alimento primario de consumo masivo y en esta zona del país se produce de alta calidad por las estrategias implementadas antes del ordeño con el manejo de las vacas en el predio, durante la extracción del producto con el cumplimiento del aseo de personas y equipos y finalmente con el almacenamiento del producto en tanques libres de microorganismos.
 
 “Las prácticas de manejo antes, durante y después del ordeño hace que la leche sea inocua”, señaló el ganadero que recibe por litro del lácteo $952.
 
De otro lado, Nemesio Ramírez, gerente y representante legal de la Cooperativa de Lecheros de Potrero Largo, Coprolac, en Guatavita, Cundinamarca, expresó que los principales argumentos para tener un producto de calidad obedecen a la topografía de la región del trópico alto donde crecen pastos que proporcionan energía y proteína al animal y por ende al lácteo.
 
“Acá se facilita el crecimiento del kikuyo y eso nos permite obtener bastante energía. Además tenemos nacimientos de agua y contamos con riego”, anotó el gerente de Coprolac. (Lea: Consumo de leche aumentó en Colombia durante 2014)
 
Otra justificación para disponer en Colombia de leche con presentantes de sólidos altos, indicó Ramírez, es la experiencia del campesino que ha dedicado su vida a la producción ganadera y que antes de ser productor conoce de agricultura.
 
“Tenemos animales multipropósitos”, enfatizó Ramírez referente al valor de la leche colombiana que llega a la mesa fresca o transformada en quesos, cuajadas o yogures.