¿Cómo usar el árbol cámbulo o cachimbo en su ganadería?

Por: 
CONtexto ganadero
25 de Mayo 2022
compartir
arbol cambulo o cachimbo erythina poepppigiana
El cámbulo o cachimbo, como se conoce a la Erythrina poeppigina, es una leguminosa que puede asociarse con otras especies en sistemas silvopastoriles. Foto: colombia.inaturalist.org

Aquí le contamos las características del cámbulo, otra leguminosa que usted puede utilizar en asocio con otras especies en sistemas silvopastoriles. También conocida como cachimbo o poró gigante, entre otras, la planta Erythrina poeppigina posee las siguientes características.

 

El género Erythrina tiene alrededor de 115 especies en el mundo, 22 de las cuales están presentes en Suramérica, entre ellas el cámbulo (E. poeppigiana), el chachafruto o balú (E.edulis, cuyos frutos son un alimento de gran valor nutricional) y el chocho E. rubrinervia.

 

La E. poeppigiana es conocida como bucare ceibo, cámbulo, poró, cachimbo y cachingo es un árbol de la familia Fabaceae, nativo de la zona intertropical de Centroamérica, Sudamérica y Antillas Mayores. (Lea: ¿Qué residuos de cosecha puede amonificar para ofrecer a su ganado?)

 

Es un árbol grande que puede alcanzar hasta 35 m de altura y 1 m de diámetro en el tronco. La corteza es de color pardo verdoso o marrón, las hojas son compuestas, alternas, de 20 cm a 30 cm de largo y el color de la flores es bastante variado, desde anaranjado hasta rojo escarlata.

 

De acuerdo con el portal Inaturalista, generalmente los cámbulos que crecen en las zonas más altas presentan una coloración roja más intensa. Es durante la época de sequía cuando se cubren de flores rojas antes de la aparición de las hojas.

 

En el artículo “Utilización de árboles y arbustos fijadores de nitrógeno en sistemas sostenibles de producción animal en suelos ácidos tropicales”, se detallaron algunos estudios con la especie. (Crónica: Hacienda El Chaco es una de las fincas con mayor tradición en SSP en Colombia)

 

Los autores Raúl Botero y Ricardo Russo la resaltaron como uno de los árboles fijadores de nitrógeno y citaron el trabajo de Beer en Costa Rica donde se plantaron árboles de E. poeppigiana con pasto kikuyo (Pennisetum clandestinum) en sistemas silvopastoriles.

 

Señalaron que los experimentos en silvopasturas de E. poeppigiana mostraron “resultados promisorios” con cobertura de las gramíneas forrajeras estrella africana (Cynodon plectostachyus) y con king grass (P. purpureum X P. typhoides).

 

En el primer caso, durante cinco años, el forraje cosechado de estrella africana asociado con cámbulo produjo 60 % mayor rendimiento que la misma gramínea asociada con laurel o nogal (Cordia alliodora), un árbol maderable que no fija nitrógeno.

 

El king grass produjo 14 % más forraje asociado con E. poeppigiana comparado con la producción obtenida de la gramínea pura. (Lea: El guácimo como especie promisoria para sistemas ganaderos sostenibles en el trópico americano)

 

Del mismo modo, las gramíneas Panicum maximum CIAT 16051 y 16061, Brachiaria brizantha CIAT 664 y 6780, Brachiaria humidícola CIAT 129 633 y Cynodon nlemfuensis tuvieron entre 10 y 34% mayor producción de forraje y también mayor contenido de proteína cruda asociadas en la silvopastura con E. poeppigiana, comparadas con las mismas gramíneas puras.

 

Por el contrario, la producción de forraje de Brachiaria dictyoneura CIAT 6133 y de elefante enano (Pennisetum purpureum cv. Mott) disminuyó en 10% cuando estaban asociadas con E. poeppigiana.

 

De otra parte, otro experimento en Costa Rico ofreció una dieta básica de heno de pasto pasto jaragua (Hyparrhenia rufa), pulidura de arroz y melaza, con dos suplementos forrajeros proteicos: cachimbo y matarratón.

 

Ambos forrajes fueron ofrecidos picados y frescos, al 3% del peso vivo de las vacas, y comparados con el suministro de 120 gramos de urea/vaca/día. Al suplementar las vacas con forraje de cachimbo o matarratón, se obtuvieron producciones similares entre ellas, y superiores al tratamiento con urea.

 

A pesar de estas bondades, hay que resaltar que el fruto es tóxico para el ganado, por lo cual no se debe emplear esta parte de la planta para ofrecer a los animales.