El Caney, mejor expositor y criador brahman rojo en la Feria Nacional Cebú

Por: 
CONtexto ganadero
06 de Septiembre 2021
compartir
El Caney, Brahman Rojo, Feria, Expocebú, Asocebú, expositor, criador, mejoramiento genético, toros, vacas, programaciones, Bienestar Animal, ganado comercial, El Palmar, La Dorada, Santafe de Antioquia, cruzamiento, animales élite, embriones, transferencia, fertilización in Vitro, biotecnología reproductiva, sostenibilidad, Medio Ambiente, productividad, rentabilidad, exportaciones, semen, clonación, ICA, Ganadería, ganadería colombia, noticias ganaderas colombia, CONtexto ganadero
Gracias a un trabajo que se viene haciendo desde hace cerca de 40 años, la ganadería El Caney recibió el reconocimiento como mejor expositor y criador de brahman rojo, en la pasada feria Expecebú. Foto: Cortesía

Hacienda El Caney se alzó en la 73 Feria Nacional Cebú, realizada del 23 al 27 de agosto pasado en Rionegro (Antioquia) con el título de mejor expositor y criador de brahman rojo.

 

Para llegar a este punto se ha hecho un trabajo arduo por muchos años, la transformación ha sido muy grande, ha sido como la construcción de un edificio, de peldaño por peldaño, sostuvo Juan Santiago Martínez, quien está al frente del negocio.

 

Se trata del reconocimiento a un trabajo de muchos años de esta familia que se caracteriza por apostarle a los animales puros y al trabajo de mejoramiento genético.

 

“Cargábamos con el nombre de Luis Samuel Martínez, que fue el pionero de brahman rojo en Colombia, pero teníamos el gran reto de demostrarlo y eso ha sido un trabajo de mucho esfuerzo, mucha unión familiar”, dijo. (Lea: Brahman rojo, la cebú de gran habilidad materna)

 

Martínez, tomó las riendas de El Caney en 2006, luego del fallecimiento de su padre Luis Samuel Martínez, y ha contribuido a que este negocio familiar se consolide y siga creciendo.

 

La ganadería la convirtieron en una empresa de mejoramiento genético con todos los estándares de calidad, trabajando con ganadería de punta y con el conocimiento que se tiene del tema, las programaciones, las utilizaciones de los toros, la capacidad de producir animales élites, el cuidado que se le da a esos animales en la finca a los cuales se les da atención personalizada porque cada uno es diferente.

 

“El título de mejores expositores y criadores nacionales es como el motor de un carro, todas las piezas son importantes y tiene que haber una sinergia para que todo funcione al tiempo”, indicó.

 

Añadió que algo que marca la diferencia con otras ganaderías es que ya son casi 50 años en desarrollo genético, se tienen vacas de seis y siete generaciones. Hay una ternera que es la séptima generación en la misma finca.

 

La empresa de mejoramiento genético cumple 47 años. Empezaron en 1974 con la cría de brahman rojo, un negocio que comenzó el papá en Santafé de Antioquia y desde ese primer día han venido trabajando con animales puros registrados, nunca han tenido rojo comercial. (Lea: Genética colombiana llega a Pakistán)

 

El que comenzó con esta actividad fue el abuelo Alberto Martínez, que era agricultor y ganadero, aunque él sí tenía ganado comercial. Las tierras han estado en manos de la familia desde 1.870.

 

Cuando murió el abuelo y el padre toma la administración de las propiedades de la familia tenía un tío que era embajador en Brasil quien le mandaba muchas revistas y documentos de la ganadería de ese país y como estaba interesado en buscar una raza superior para mejorar sus ganados comerciales empezó con el tema del brahman rojo.

 

En esa época era muy poco el brahman rojo que había en el país y la ganadería insigne era El Palmar que estaba en La Dorada, de Luis Robledo Uribe, a donde el papá fue a comprar unas vacas y un toro que los llevó a Santafé de Antioquia y empezó el proceso de selección.

 

Posteriormente, en los años ochenta, se fue a Estados Unidos y trajo genética de allá que cruzó con la base que tenía en la finca que tenía ascendencia de gyr y empezó a sacar unos animales muy importantes.

 

Siempre tuvo una visión de sacar un producto muy élite y por eso se enfocó en buscar un animal que tuviera muy buena habilidad materna y que los terneros se levantaran de muy buen peso al destete. (Lea: Aprenda sobre Brahman rojo, silos o juzgamiento de ganado con las charlas del jueves)

 

En esa época, hace 40 años, el brahman blanco era una raza muy consolidada pero al papá le llamó la atención el rojo y buscando mayor productividad y desempeño se enfocó en estos animales.

 

De esa época a hoy se han tenido muchas transformaciones. Para el desarrollo productivo siempre han ido de la mano con la Asociación Cebú con todo lo que tiene que ver con estudios, visitas, el tema de biotecnología, entre otros aspectos.

 

Ellos fueron de los primeros en inseminar sus vacas, hace 30 años; posteriormente llegó el tema de los embriones, de la transferencia convencional y también lo hicieron por lavado; y hace unos 15 años están con la fertilización in vitro y ahora son especialistas en biotecnología reproductiva y fertilización in vitro.

 

El objetivo siempre ha sido buscar la productividad pero teniendo siempre en cuenta el tema de sostenibilidad porque una de las mayores preocupaciones es la conservación del medio ambiente y así lo hacen en la finca.

 

En materia de biotecnología lo más nuevo es la clonación pero es algo que hasta ahora se está ensayando mirando que los animales que se clonen den la misma calidad que el original. Ellos todavía no incursionan en este tema pero en Colombia solo hay dos ganaderías de brahman que tienen clones nacidos. (Lea: Genética bovina colombiana es cada vez más apreciada en el exterior)

 

Lo que está más estandarizado en tecnología es la fertilización in vitro y ahora hay una técnica que es el direct transfer que consiste en coger los embriones, los fertilizan, los congelan y se transfieren directamente como si fuera una pajilla de semen.

 

En El Caney hacen más de 200 preñeces al año por fertilización in vitro, aparte de los partos naturales y de la inseminación artificial.

 

Otro tema en el que vienen trabajando es el de las exportaciones, de hecho son de las pocas ganaderías en Colombia que ya venden al exterior semen legalmente. El año pasado lograron exportar semen de uno de los toros insignia que se llama Bendecido a Pakistán y ahora se está mirando la posibilidad de hacer lo propio en Paraguay y Argentina.

 

Ahora lo que viene es abrir mercados porque se tiene pedido de muchos países y se debe hacer un trabajo de la mano del ICA para cumplir los parámetros sanitarios que exige cada país.

 

A los ganaderos les recomienda que usen el mejoramiento genético porque es un factor fundamental para volver la ganadería más productiva, rentable y competitiva. (Lea: “Colombia tiene el mejor ganado Brahman del mundo entero”, Carlos Jairo Gómez)

 

La situación actual de la ganadería no es algo de momento, sino que Colombia se demoró mucho para pasar la página y lo que se viene es unos diez años muy buenos para la ganadería.

 

“Debemos apostarle a que haya buenas elecciones presidenciales, con un presidente que apoye el campo, la ganadería, a Fedegán para que la ganadería siga en esa senda que lleva y crezca todavía más”, concluyó.