El Guácimo nutre al bovino con las hojas y con sus frutos

Por: 
CONtexto Ganadero
28 de Noviembre 2017
compartir
Guácimo, proteínico, contiene minerales, tres investigaciones, Venezuela, Nicaragua y México, valor nutritivo, CONtexto Ganadero, noticias de ganadería colombiana.
El Guácimo es una especie que rebrota bien después de podarse. Foto: pinterest.com
Investigaciones realizadas en Venezuela, Nicaragua y México, revelan el poder nutritivo del árbol el Guácimo. Contiene alta carga proteínica y mineral. Los bovinos lo consumen mediante el ramoneo o como parte de concentrados.
 
Tres investigaciones dejan ver el potencial del árbol el Guácimo para la ganadería bovina porque es muy nutritivo, ofrece alta proteína y contiene minerales tanto en sus hojas como en sus frutos.
 
El guácimo es es apetecido por el ganado, como también, por los caballos, cabras, ovejas, cerdos y aves de corral, y esun componente importante de varios sistemas silvopastoriles.
 
El contenido de proteína varía entre 13% y 17% en las hojas y entre 7% y 10% en los frutos.
 
Por su parte en las hojas jóvenes la proteína cruda varía entre 16% y 23% y en los tallos jóvenes entre 7% y 8%.
 
En un estudio sobre la preferencia de bovinos jóvenes por el follaje de 12 especies para sistemas agrosilvopastoriles en el Estado de Trujillo de Venezuela, el guácimo fue una de las especies más consumidas.
 
En dicho estudio los investigadores encontraron un nivel de proteína bruta de 22,25%, energía bruta de 15,96 kJ por gramo de materia seca, 9,25% de cenizas y un bajo contenido de taninos en las hojas del guácimo (Lea: Carta Fedegán 121)
 
En otro estudio llevado a cabo en la región de Muy Muy, Nicaragua, la investigadora Piedad Zapata encontró mayores contenidos de fósforo y potasio bajo las copas de árboles de guácimo que en los pastos circundantes.
 
Estos niveles pueden estar relacionados con mayores contenidos de estos elementos en los frutos y hojas de este árbol y con el reciclaje de nutrientes a través del depósito de heces y orina de los animales.
 
En otra investigación la producción de hojarasca y el reciclaje de nutrientes en la misma región, Sandoval, encontró que las hojas de guácimo tienen 0,17% de fósforo y 0,98% de potasio, mientras que los frutos tienen 0,27% de fósforo y 1,58% de potasio.
 
Los frutos pueden ser consumidos por los animales directamente o como parte de alimentos concentrados. En el estado de Colima en México, en otro estudio sobre la composición de los frutos del guácimo los investigadores encontraron 0,92 g de calcio, 0,301 g de fósforo, 0,017 g de magnesio por cada 100 g de harina de los frutos, y concentraciones importantes de microminerales: 14 ppm de cobre, 14,5 ppm de manganeso, 8 ppm de zinc y 334 ppm de hierro.
 
En sitios anegados o con alto nivel freático donde la leucaena no puede funcionar, el guácimo podría ocupar el lugar de esta leguminosa en los sistemas intensivos de ramoneo, debido a que es una especie con una alta producción de proteína, buen consumo por parte del ganado y un rebrote rápido y vigoroso.
 
Datos del CATIE (1986), indican que el guácimo, es una especie que rebrota muy bien después de podarla y que produce buena cantidad de biomasa comestible para los animales. (Lea: Potencial de la arborea guácimo)