Sistemas silvopastoriles ayudan a conservación del agua

Por: 
CONtexto Ganadero
07 de Abril 2015
compartir
agua sistemas silvopatoriles
El agua es un elemento esencial del desarrollo sostenible. Foto: Juan Carlos Gómez.
Los recursos hídricos y la gama de servicios que prestan juegan un papel clave en la reducción de la pobreza, el crecimiento económico y la sostenibilidad ambiental. 
 
La ganadería tradicional ha sido vinculada al deterioro de los cauces de ríos y quebradas. El proyecto Ganadería Colombiana Sostenible, GCS, busca el cambio de estas costumbres por una cultura sostenible, que integre árboles y arbustos a la producción ganadera, aumentando la producción de carne y leche de la mano de un uso amigable del medio ambiente. (Lea: 10 mandamientos para tener agua en la finca ganadera)
 
GCS promueve la adopción de estrategias para disminuir el impacto negativo de la ganadería en las fuentes de agua, por medio de una adecuada planeación de los predios ganaderos, la protección de los corredores ribereños y la recuperación de las propiedades del suelo mediante la implementación de Sistemas Silvopastoriles, SSP.
 
Estos cambios en el uso de la tierra contribuyen a generar servicios ambientales hídricos que incluyen la regulación de caudales, mejora de la calidad del agua y protección de los ecosistemas acuáticos. (Lea: Avanza última convocatoria de Ganadería Colombiana Sostenible)
 
Los efectos positivos se derivan directamente de la acción de los árboles, los cuales contribuyen a mantener la humedad del suelo gracias a que reducen la temperatura, disminuyen las crecientes e inundaciones en épocas lluviosas, mejoran la infiltración de aguas lluvias gracias al efecto de sus raíces y a su vez reducen la compactación del suelo.
 
Parte de la labor de quienes lideran el proyecto es orientar a los ganaderos participantes mediante asistencia técnica, recomendándoles el aislamiento de ríos y quebradas presentes en las fincas para que el ganado no ingrese a contaminarlos. De igual forma, se estimula la conservación de vegetación nativa a lo largo de estos afluentes, reduciendo así el impacto de la erosión y la contaminación por sedimentos. (Lea: Los 10 mandamientos del ganadero ecológico)
 
Es así como por medio de pequeños cambios en los predios ganaderos se garantiza la provisión de agua de buena calidad para consumo humano y animal, no solo para los participantes del proyecto, sino para todos aquellos que se benefician de las quebradas en los 87 municipios y 12 departamentos en donde hace presencia el Proyecto Ganadería Colombiana Sostenible.