Fedepapa aconseja a los productores ante próxima sequía

Por: 
CONtexto ganadero
01 de Diciembre 2014
compartir
producción papa
Para proteger su cultivo, recuerde asegurar su producción. Foto: Fedepapa.
Ante la alerta de llegada del Fenómeno de El Niño, en este mes de diciembre, el gremio papero informó a los productores sobre las recomendaciones a seguir para evitar pérdidas en los cultivos. 
 
En las más recientes declaraciones del director del Instituto de Hidrología, Meteorología y Estudios Ambientales, Ideam, Ómar Franco, se conoció que hay una alta probabilidad del inicio de la sequía que podrá generar problemas en algunos sectores productivos del país, entre ellos el papero.
 
Ante eso, la Federación Colombiana de Productores de Papa, Fedepapa, dio a conocer las posibles afectaciones y las recomendaciones que deben tener en cuenta los agricultores para afrontar esta época de escasez de lluvias y altas temperaturas diurnas. (Lea: Mejorar la calidad el suelo: el secreto para ser agricultor y ganadero a la vez)
 
Francisco Boshell, profesor asociado del Grupo de Investigación en Meteorología Departamento de Geociencias de la Universidad Nacional, UN, y consultor del CIAT,  dijo que que el desarrollo de las plantas se afecta de manera directa y significativa por un escaso suministro de agua, especialmente en épocas críticas.
 
Los daños indirectas, indicó el experto: "se presentan por la diseminación de plagas, que afectan la parte aérea y la parte subterránea de las plantas”.
 
Por eso tenga en cuenta aspectos como el bajo crecimiento de las plantas, un menor número de tallos, floración y maduración prematura del ciclo vegetativo y el aumento de la presencia de plagas, entre otro.
 
Javier Pérez Bernal, ingeniero agrónomo y líder de la Unidad de Gestión Sistema Productivo Papa de Fedepapa, señaló que los productores deben tener en cuenta aspectos antes de la siembra, durante el desarrollo del cultivo y en época de cosecha y poscosecha. (Lea: Asistencia técnica gratuita para aprender uso correcto de agroquímicos)
 
Según Pérez, antes de la siembra el productor debe tener en cuenta las zonas típicamente secas dentro de su predio; por ello se recomienda seleccionar microclimas donde el Fenómeno de El Niño no haya sido un limitante productivo en año anteriores.
 
“También se recomienda seguir las prácticas de labranza reducida y no exceder el número de pases de maquinaria con implementos que desmenuzan las partículas de suelo y propician daños en su estructura”, añadió Pérez Bernal.
 
Recuerde además que en el mercado se encuentran alternativas de suscripción de seguros contra eventos climáticos en el cultivo de papa, que amparan riesgos como heladas y deficiencia de lluvias.
 
Durante el cultivo tenga en cuenta
 
De acuerdo con ambos expertos, aspectos como la calidad de la semilla, el brote de la misma, el plan de nutrición vegetal, el uso de materia orgánica, entre otros, son importantes para que en el futuro no se registren pérdidas, tanto económicas, como productivas.
 
Es importante reconocer semillas que sean de alta calidad, libres de plagas y certificadas por el Instituto Colombiano Agropecuario, ICA, y que estas tengan tamaños uniformes.
 
Se recomienda aplicar una fertilización, basada en los resultados de análisis de suelos, los requerimientos nutricionales y el potencial de rendimiento esperado, preferiblemente con fuentes solubles”, agregó el ingeniero agrónomo de Fedepapa. (Lea: Cambio climático, tema central en curso de actualización papero)
 
También se recomienda la aplicación de abonos orgánicos debidamente descompuestos y compostados que ayuden a retener la humedad en el suelo. En el caso de gallinazas, estas no deben tener humedad ni olores desagradables y deben contar con registro de venta del ICA.
 
En cuanto al riego, se debe planear esta práctica haciendo uso eficiente del recurso hídrico en aquellas localidades en donde se disponga de él. En riego por aspersión, se recomienda aplicarlo en horas de la tarde o en las primeras de la mañana.
 
En cosecha y poscosecha
 
Según Javier Pérez, el papicultor debe hacer una cosecha oportuna y sugirió: “en lo posible hay que evitar la demora en la recolección de la cosecha, dado el alto riesgo de daños por plagas como la polilla guatemalteca de la papa, tiroteador o gusano blanco de la papa, entre otros insectos debido a que pueden generar importantes pérdidas económicas”. (Lea: Aprenda a detectar y tratar la sarna común en la papa criolla)
 
El experto de Fedepapa agregó que al momento de realizar la recolección, el productor debe tener en cuenta qué tubérculos están en buen estado, con el fin de no confudirlos con los que tienen plagas y la carga pueda ser rechazada.
 
Cabe mencionar que las papas de desperdicio pueden ser utilizados como materia prima de ensilajes, compostajes o lombricompuestos.
 
Finalmente, para evitar enfermedades se recomienda realizar rotación de cultivos y el descanso de pastos, mecanismos efectivos para romper con el ciclo de plagas.