Los secretos del aguacate hass que lo hacen objeto de deseo

Por: 
CONtexto ganadero
21 de Mayo 2014
compartir
Aguacate hass
Para 2030 el sector espera llegar a exportar 99 mil toneladas de aguacate hass. Foto: Corpoica.
Sus características químicas y nutricionales hacen que sea apetecido en todo el mundo. En Colombia, el fruto se convierte en el principal ejemplo para que otros sectores productivos inicien el camino para la comercialización en el exterior.
 
Hasta el año pasado productores de Quindío lograron exportar 180 toneladas de aguacate hass hacia Holanda, era el primer envío. Este año 220 toneladas del producto llegaron a Costa Rica. A partir de ello surge la pregunta, ¿qué es lo que tiene este producto que genera demanda en varias partes del mundo?
 
Las razones son varias, de acuerdo con un estudio de la Universidad de Loma Linda, en Estados Unidos, el consumo de aguacate ayuda a reducir el deseo de seguir consumiendo alimentos, una vez la persona almorzó, es decir que reduce el peligro de sufrir sobrepeso, a pesar de que se incrementó la ingesta de calorías y carbohidratos, los niveles de sangre no se elevan. (Lea: Colombia se propuso exportar aguacate ‘hass’ a EE.UU en 2014)
 
“El aguacate, contrariamente a lo que muchos piensan, no contiene mucha grasa, solo un 15%, pero sí mucha fibra y agua (73%), dando la sensación de saciedad al degustarlo”, explicó Joan Sabaté, jefe del Departamento de Nutrición de la Universidad de Loma Linda.
 
Otras investigaciones también han confirmado que las propiedades del aguacate ayudan a prevenir enfermedades como diabetes, cáncer, alzheimer y problemas del corazón.
 
“Una de las ventajas que tiene este producto, en especial cuando se va a exportar, es la resistencia que tiene; la otra variedad de aguacate no se comercializa mucho porque sufre durante el tiempo de transporte de un lugar a otro, por eso este, además de tener esa particularidad, es más apetecido por su sabor y su textura”, indicó Álvaro Ernesto Palacio Peláez, gerente general de la Asociación Hortifrutícola de Colombia, Asohofrucol.
 
El aguacate hass no es profeta en su tierra
 
En Colombia el año pasado se produjeron 275 mil toneladas de aguacate hass, y según el Perfil Nacional de Consumo de Frutas y Verduras de la FAO y el Ministerio de Salud y Protección Social solo el 5% de la población nacional lo consumió. ¿Las razones? Una de las explicaciones en gran medida se debe al estado de las vías, en especial las terciarias; otra es por el poco apoyo que hay en cuanto a promoción de consumo del producto. (Lea: Uchuva y aguacate hass pronto llegarán a Estados Unidos)
 
Por eso, en regiones como en Antioquia, con el apoyo de Asohofrucol, la Corporación Antioqueña de Aguacate, Corpoaguacate y la Universidad Nacional se lanzó una campaña de divulgación y promoción de este producto, con el fin de llamar la atención de productores, consumidores y exportadores.
 
El proyecto tiene una duración de 3 años y beneficiará directamente a 2.000 agricultores y a otros 8.000 indirectamente en toda la cadena de producción. Adicionalmente, se promoverá el cultivo de 60 mil plántulas en 220 hectáreas de esta línea productiva y cuenta con recursos del Sistema General de Regalías y del Fondo Nacional de Fomento Hortifrutícola, Fnfh.
 
Otros de los obstáculos que debe superar el sector productivo es mejorar la calidad del producto con el paso de los días, de esta forma, no solo habrá más demanda por el producto, la mano de obra formal aumentará y la industria también elevará sus estándares de calidad.
 
“A través del Programa de Transformación Productiva, PTP, del Ministerio de Comercio, Industria y Turismo, lo que buscamos a fondo es mejorar la producción, fomentar el empleo formal, aumentar el consumo, desarrollar más la industria, garantizar condiciones de sostenibilidad y posicionar el producto en mercados nacionales e internacionales, así crecerá el sector”, añadió Palacio Peláez. (Lea: En 2015 sector hortifrutícola buscará conquistar más mercados)
 
Pero sin duda alguna uno de los secretos que requiere una buena producción de aguacate hass es la certificación de Buenas Prácticas Agrícolas, BPA, con las cuales se busca beneficiar a más de 600 productores en 22 regiones del país.
 
Para ello, con recursos del Fnfh y con el apoyo de Asohofrucol se dio inicio a este programa. El objetivo es sensibilizar a los productores mediante el apoyo técnico y económico, de esta forma se mejorarán aspectos como la inocuidad, la trazabilidad y el ingreso a nuevos mercados.
 
Con estas iniciativas, al llegar al año 2030, se pretende haber incrementado las exportaciones del aguacate has en 99 mil toneladas, la producción en 405 mil toneladas y el área sembrada en 31 mil hectáreas.