Estrategias para vender ganado en subastas de Colombia

Por: 
CONtexto ganadero
31 de Agosto 2015
compartir
ganado en subasta
Los precios del ganado flaco y gordo tienden al alza en Colombia. Foto: CONtexto ganadero.
El clima es uno de los factores que influye en el aumento o disminución de venta de bovinos en subastas de Colombia. Incide también en los precios con el que las  reses salen al comercio.
 
Ante eso, directivos subastas de algunas zonas del país relatan cómo está el panorama de venta de reses y las medidas que emplean para que las transacciones se efectúen con rentabilidad, ahora que se vive una sequía intensa y en algunas regiones un verano en el que las lluvias son escasas e insuficientes.
 
En la región Caribe la venta de ganado flaco se recupera ante el incremento de las lluvias. El comercio de machos de ceba se mantiene estable. (Lea: Así se comportará precio del ganado gordo en Colombia este semestre)
 
El ganado gordo de primera puede estar entre los 3.500 y $3.600 kilo en el caribe nacional, mientras que los novillos de levante pasaron de 3.500 a $4.200 kilo por la expectativa positiva de los ganaderos que han visto caer algunas lluvias.
 
En Santander el ganado gordo escasea por la sequía, lo que aumentó en un 17 % el precio de los animales puesto en plantas de beneficio. El macho de ceba que hace 6 meses se comercializaba a $3.250 se vende hoy a $3.800 kilo.
 
Camilo Romero, gerente general de Subastar SA, informó que en la actualidad se viven “picos de producción” con 30 mil reses comercializadas en las zonas de Córdoba, Sucre y Cesar. Señaló que la recuperación en el precio del ganado flaco se debe a que ha empezado a llover un poco. “El incremento de venta de machos de levante es de 15 o 20 % desde hace un mes”.
 
Jorge Silva, miembro de la junta directiva de Subasta Mercagán, en Santander, describió que ante la ausencia de pasturas “no es fácil encontrar ganado gordo”. Con la caída de oferta de machos de ceba y la demanda en aumento de carne, el precio del kilo ha tenido un aumento considerable. (Lea: 3 pasos para identificar ganado angus negro)
 
Silva analizó el alza en precios como favorable para el productor, sobre todo por el alto costo de los insumos de producción, pero, recalcó: “esos picos generan incertidumbre, porque no se sabe si se va a comprar, debido a que el ganadero piensa que podría bajar el precio después”.
 
El miembro de Mercagán consideró que es más conveniente que los precios permanezcan al alza pero especialmente estables, porque las variaciones “generan problemas en el mercado”.
 
Las estrategias
 
La sectorización es la estrategia que emplean las subastas para comercializar animales. Esto se debe a la variación climática que caracteriza a Colombia, incluso en un mismo departamento.
 
Esta medida consiste en analizar cómo esta el panorama de caída de lluvias y sequía en las regiones y determinar la oferta animal para ofrecer precios que convengan en el mercado. (Lea: CC Ganadera del Sinú comercializa 2.000 reses cada semana)
 
Silva explicó que Santander es una región que posee diferentes climas y en las zonas de influencia, donde aún se siente con fuerza el verano, por lo que se buscan están buscando proveedores o vendedores, y en las partes con menos sequía y premonición de que habrá alimento para las reses, se buscan los compradores.
 
“La estrategia es sectorizar para tener proveedores y compradores”, apuntó el miembro de la junta de Subasta Mercagán.