Asocolflores: Ejemplo de progreso y sostenibilidad

Por: 
CONtexto ganadero
29 de Agosto 2022
compartir
Asocolflores: Ejemplo de progreso y sostenibilidad
Para Augusto Solano, hoy Asocolflores ha logrado levantarse luego de la pandemia, y se están teniendo importantes logros en el mercado internacional. Foto: Cortesía

La Asociación Colombiana de Exportadores de Flores, Asocolflores, es uno de los gremios que más progreso ha tenido en los últimos años, y hace pocos días su presidente fue elegido como presidente de la Junta Directiva de Union Fleurs.

 

Con sede en Bruselas, Union Fleurs es la asociación internacional creada en 1959 que promueve y defiende el libre comercio de productor de la floricultura. CONtexto ganadero tuvo una conversación con Augusto Solano, presidente de Asocolflores, quien no solo explicó la importancia de esta elección, sino que también tocó temas políticos y comerciales, entre otros.

 

CONtexto ganadero (CG): ¿Qué significa para el sector floricultor colombiano este nombramiento que le han otorgado? 

 

Augusto Solano (AS): Yo creo que es un reconocimiento al liderazgo del sector floricultor, y en particular, de Asocolflores en el comercio internacional de flores. Asocolflores pertenece a las principales organizaciones mundiales de flores, tanto en Estados Unidos como en Europa.

 

Union Fleurs es una organización que tiene más de 60 años con sede en Bruselas y de carácter internacional, pero principalmente europea, por lo que en esta Junta Directiva que pasé a presidir por espacio de dos años, comparto con representantes de Holanda, Alemania, Dinamarca, Italia y Kenia.

 

Entonces es un honor y una responsabilidad, especialmente en un momento donde viene una coyuntura muy difícil, especialmente para Europa con el problema energético que probablemente va a afectar la producción agrícola en general, y sobre todo aquellos productos que se cultivan en invernaderos y requieren de calefacción. Esta organización promueve el libre comercio de flores en el mundo, así como la producción sostenible y responsable. (Lea: Asocolflores premia las mejores flores que marcarán tendencia en mercados mundiales)

 

CG: Con este nombramiento, ¿qué proyección ve para las flores colombianas y qué puede cambiar para el mercado nacional?

 

AS: Por el nombramiento propiamente dicho no, pues la responsabilidad que asumo allá es de carácter general para el comercio mundial de flores, por lo que vamos a seguir fortaleciéndolo, sumando a la producción sostenible de flores, y en este sentido, Colombia se beneficia por su posición de liderazgo.

 

También vamos a defender los intereses de la floricultura a nivel mundial en cuanto a acceso a mercados, situaciones sanitarias impositivas. Por eso, estar en Bruselas es muy importante porque allí está la Comisión Europea y es donde se toman las principales decisiones. Es el sitio para hacer contactos y lobby.

 

CG: Sabemos que todo el sector agrícola y pecuario se ha visto afectado por el alza de insumos, ¿cómo esta situación ha afectado al sector floricultor?

 

AS: El sector floricultor no ha sido ajeno a esa alza, pues se han incrementado todos los costos. Cada cultivo tiene una composición distinta del paquete tecnológico, de manera que varía dependiendo de la especie, pero nos ha afectado no solamente en los costos de fertilizantes, sino también en los costos de empaques y de todos los insumos.

 

Pero tal vez el principal impacto que hemos tenido a lo largo de la pandemia y que aun persiste es en el transporte. Para el caso de las flores, el transporte es un componente muy importante de los costos porque el aéreo representa una porción muy alta y se ha visto muy perjudicado en su capacidad y en su valor.

 

Hay una porción menor, del orden del 8 al 10% que va por vía marítima, y esta también se ha visto afectada en la disponibilidad y en los costos, siendo este, tal vez, el principal reto de todos.

 

CG: Teniendo en cuenta este reto, ¿cómo se han organizado o qué están planeando para la afectación y para que el impacto sea menor?

 

AS: Nos hemos acercado a varias aerolíneas y afortunadamente algunas han respondido bien. Para el caso de Avianca y LAN, están en el proceso de fortalecer sus flotas. Adicionalmente hemos ayudado a gestionar con la Aeronáutica Civil, la autorización de nuevas rutas, siendo un tramite que lleva tiempo y que debe cumplir con ciertos requisitos, y así se han aprobado algunas quintas libertades con aerolíneas como Emiratos.

 

Además, de alguna manera, la posibilidad de transporte marítimo ha servido para darle un poco de flexibilidad, siendo algo prácticamente imposible en un momento dado porque era poco creíble que un producto tan perecedero como las flores pudiera ir por vía marítima a destinos tan lejanos como Japón, Australia o Inglaterra, y la verdad es que a lo largo de los años se ha ido perfeccionando este mecanismo y hoy en día es una alternativa para ciertos casos y ciertos tipos de flores. (Lea: Asocolflores busca crear nuevas estrategias para exportar a China)

 

Esto ha permitido que la situación tenga un manejo momentáneo, mientras la flota de aviones a nivel mundial se ajusta a los requerimientos de aviones de carga y disminución de aviones de pasajeros porque muchos de los viajes de negocios que se hacían definitivamente se van a dejar de hacer porque la virtualidad ha incidido y, por el contrario, la carga ha crecido, especialmente por el E-commerce que va por avión, haciendo que haya escasez de espacio para la carga.

 

Entonces, mientras se fabrican nuevos aviones o se convierten los de pasajeros a carga, se va a tener un periodo de ajuste para que las cosas se normalicen y los costos sean mas competitivos.

 

CG: En otros temas, ¿cómo le está apostando Asocolflores a la sostenibilidad y al carbono neutralidad?

 

AS: Nosotros estamos muy comprometidos con la sostenibilidad desde hace mucho tiempo, pues promovimos una certificación hace 26 años y que hoy es reconocida mundialmente. Dentro de esta medimos una gran cantidad de indicadores que hemos desarrollado a lo largo del tiempo para promover buenas prácticas en el uso del agua, residuos y pesticidas.

 

Desde hace un tiempo, nosotros hemos venido utilizando una calculadora para la huella de carbono y eso ha permitido que se tomen medidas. Además, también pertenecemos a una organización que busca promover la sostenibilidad y hay unos estándares que hay que cumplir para estar en la canasta de sellos, de manera que, en el caso colombiano, estamos a la vanguardia en la floricultura en tema de sostenibilidad. (Lea: Así es la cultura para la sostenibilidad en la que trabaja Asocolflores y Cafam)

 

CG: Sabemos que es un buen conocedor del sector agrícola, entonces queremos saber su opinión sobre el camino que deben tomar las empresas del sector agrícola para volverse más sostenibles.

 

AS: Creo que es un compromiso que tiene que venir desde la alta gerencia y lo que hay que establecer es una cultura, por lo que acogerse a certificaciones es un buen camino porque establecen los parámetros dentro de los cuales nos debemos mover. Es importante ser auténticos y no llegar a utilizar los sellos, como un “Greenwash”, sino realmente comprometerse con los procesos sostenibles.

 

Por eso debe ser una orden gerencial donde no solamente se tengan unos parámetros, sino que se convierta en una herramienta porque hemos visto que hacer las cosas de manera sostenible es un buen negocio.

 

La gran recomendación es medir, hay que tener indicadores y establecer cuáles son los claves en cada organización como el consumo de agua, medición de huella de carbono, disposición de desechos sólidos y líquidos, lo que comprende los temas de sostenibilidad no solo ambiental sino también social.

 

Además, la pandemia ha acelerado las exigencias de los consumidores hacia productos más sostenibles y responsables.

 

CG: Sabemos que Asocolflores es ejemplo en materia de empleabilidad formal, siendo una de las falencias que tiene el sector agrícola, ¿qué recomendación puede dar a los miembros de otros gremios para incursionar en la empleabilidad formal?

 

AS: El caso de las flores es particular porque desde que nació la floricultura como se conoce, nació para exportar. Por lo general los demás productos se producen para el mercado interno y después se internacionalizan, pero el hecho que la floricultura nació desde el primer momento internacionalizada, quiere decir que desde ese momento empezamos a mover dentro de estándares internacionales y por eso desde el principio siempre ha sido un sector formal.

 

Esto ha demostrado la responsabilidad del sector con las normas y con la sociedad. En el caso de otros sectores que son informales, la gran mayoría en el país, el estudio de emisión rural hace unos años señalaba que el 86% es informal, que es uno de los principales problemas del país.

 

Por lo que lo que necesita son dos cosas: por un lado, la voluntad de los empresarios de hacer un esfuerzo para formalizarse, pero también es necesario que desde el gobierno se flexibilicen algunas normas para permitir que ese proceso sea gradual porque para muchos, dar el salto de la informalidad a la formalidad, puede no ser viable.

 

En la medida en que tengamos ajustes salariales muy altos y más requisitos laborales, esa brecha va a ser cada vez más insalvable. Se necesita un compromiso y voluntad, tanto del lado empresarial como del gobierno.

 

CG: Hablando un poco de la situación política del país, es importante conocer ¿qué expectativa tiene Asocoflores con el nuevo gobierno y cómo puede influir la reforma tributaria y el tema de tierras en el trabajo que han venido haciendo?

 

AS: Tenemos una inquietud muy importante frente a lo que se mencionado sobre la renegociación de los acuerdos de libre comercio, pues si se hace es fundamental que por lo menos se mantenga el acceso que tenemos a los productos actuales.

 

En el caso de las flores prácticamente toda la producción se exporta (95%). De esto, el 80% va a Estados Unidos que es un mercado importantísimo para nosotros, por lo que es definitivo y crucial que podamos mantener el acceso a ese mercado y a los demás.

 

De tal manera que, si se negocian otras cosas, esperamos que eso no vaya a tener un costo más grande que haya que pagar en cuanto a acceso, siendo esta una de las principales preocupaciones.

 

El otro tema es que estamos en mora de hacer una reforma laboral integral, especialmente para quitar una serie de cargas y restricciones obsoletas que restan competitividad al sector productivo y no agregan valor al trabajador. Además, hay que seguir trabajando en todos los temas de infraestructura, puertos, carreteras, aeropuertos y que se continúe con una labor importante que se ha hecho.

 

Igualmente esperamos que se mantenga la libertad cambiaria por lo que afortunadamente el ministro José Antonio Ocampo ha ratificado que eso se va a mantener, pero lo que hay es muchas expectativas porque se han hecho anuncios que han creado inquietud, temores y especulaciones, por lo que hay que esperar que el Gobierno Nacional se consolide.

 

La reforma tributaria como está se puede convertir en un gran obstáculo para el crecimiento y la competitividad empresarial.

 

CG: ¿Cómo le ha ido a Asocolflores en el último año?

 

AS: Al principio, en los primeros meses del 2020, la pandemia al principio nos afectó mucho, pero después vino una gran recuperación en el 2021, que fue un año realmente bueno.

 

Al final la pandemia lo que hizo fue que como la gente se quedó en la casa, para sobrellevar el encierro comenzó a comprar más flores y eso ratifica lo que habíamos dicho del impacto emocional de las flores que alegran, dar energía, ayudan a combatir el estrés.

 

El año pasado tuvimos un incremento del 22% y alcanzamos una meta récord de 1730 millones de dólares y 302 mil toneladas, que en medio de las dificultades de transporte y del reto que implicaba conservar la salud de los trabajadores, es la muestra de un gran esfuerzo y trabajo donde Asocolflores jugó un papel muy importante.

 

CG: ¿Qué papel cumple Asocolflores en la Feria de las Flores de Medellín?

 

AS: La Feria de las Flores de Medellín es una de las principales vitrinas del sector, atrae a miles de turistas de diferentes países del mundo y ratifica por qué la variedad, calidad y durabilidad de nuestras flores son altamente reconocidas en más de 100 naciones a las que se exportan. (Lea: Gran apoyo de Asocolflores al Desfile de Silleteritos)

 

Durante la Feria, los tallos de Asocolflores son protagonistas del tradicional Trueque de flores. Allí, los Silleteros de Santa Elena recibieron flores de las empresas afiliadas a Asocoflores para la elaboración de sus silletas, las cuales deben intercambiar para conseguir las diferentes especies, formas y colores que requieren para sus creaciones. Este año les entregamos 600 mil tallos de diferentes especies como crisantemos, hortensias y pompones, entre otras.

 

Además, nuestras flores también se utilizaron para engalanar los diferentes eventos que se realizan con las familias silleteras, estar presentes en el desfile de silleteros que recorre las principales calles de Medellín y adornar los escenarios culturales y artísticos en algunas comunas y corregimientos de la ciudad.